F004 Edificio Administrativo UAEM

















En el año 2008 el Arquitecto Agustín Hernadez Navarro pedió la asesoría para desarrollar desde raíz las fachadas del emblemático proyecto para la Universidad Autónoma del Estado de Mexico la UAEM en la ciudad de Toluca en el Estado de México. La Universisdad se salió de un esquema tradicional con este edificio para proyectarse como una Universidad de punta y de vanguardia. El proyecto tienen una planta en forma de diamante pero la particularidad de este volumen es que los faldones no corresponden en todos los casos con el nivel de losa, ya que en los vértices del diamante se intersectan rompiendo completamente la escala del edificio, aunado a la cintilla metálica que se intercala con los prefabricados. El prefabricado tiene un sección en forma del numero cuatro lo que le permite tener un repisón que no guarde polvo y que haga que la fachada no se manche por el escurrimiento del agua, esta cavidad se relleno con el mismo agregado natural utilizado en el concreto y mediante un sencillo sistema de drenaje se conduce el agua de la fachada a una cisterna recolectora para su reciclaje impidiendo que el edificio se ensucie como normalmente ocurre con los repisones de cualquier tipo. Los moldes permitieron generar esta figura de forma fácil y eficiente logrando cumplir los tiempos que quedaban para terminar todo el inmueble. Los prefabricados de los vértices norte y sur en su conjunto conforman una columna triangular con las caras achaflanadas, que van dando la magnificencia al edificio y la expresividad que buscaba el arquitecto. Las piezas son de 1.5 a 2.5 toneladas de peso utilizando un concreto tradicional para la parte estructural y un concreto especial para la tonalidad que le gusto al arquitecto. El sistema de cuatrapéo tuvo retos interesantes ya que los equipo de topografía que se utilizaban en esa época no tenían las prestaciones que ahora se pueden obtener con las estaciones totales. Al final se logro terminar la obra en un tiempo Record, con un grado de precisión milimétrico y con la mejor calidad posible, el diseño de estos elemento fue el trabajo de Oscar Garcia quien bajo la dirección de Rafael Barona así como la rigurosa supervisión por parte del arquitecto proyectista se logro dar vida a este edificio único en nuestro país.